Cotilleos

Viajar al espacio, para variar un poco

Viajar Al Espacio Para Variar Un Poco

Hoy vi un documental de la BBC acerca del mundo que vendrá. O del no-mundo, porque el pronóstico era desolador para la Tierra. Claro que para el momento en el que el Sol se coma a este bendito planeta, ya habremos desarrollado ambientes aptos para nuestra subsistencia en Marte, por ejemplo, o en Europa, una de las lunas de mares congelados de Jupiter. La historieta es que para cuando el Sol se duplique en tamaño, vamos a tener que encontrar otras formas de vida porque la que tenemos, tal como la conocemos, se extinguirá.

Viene a cuento esta observación porque a diario leemos en los periódicos alguna que otra historia acerca de los avances de la ciencia, los descubrimientos de nuevos planetas, las manipulaciones al código genético y la última, la inminencia de los viajes al espacio, a bordo de la nave “White Knight Two”, con viajes a 127.000 euros cada uno. Un dato curioso: resulta que España encabeza la lista de pasajeros, con un total de 12 anotados para el viaje, siendo Ana Bru la primera española que andará por el espacio.

Así las cosas. En años viviremos en Marte o quién sabe donde, pero hay una trampa, siempre las hay: ¿cuánto habrá que pagar para ir a vivir allí? ¿O será cosa de un sálvese quien pueda – o peor, salvese quien tenga – y los que no tengamos 127.000 euros para evadirnos tendremos que soportar la furia del Astro Rey?

Entonces ya dirán algunos que bueno, la humanidad siempre ha sido así, y el que mejor se adapte a los cambios será quien sobreviva. Baste recordar al viejo y nunca bien ponderado hombre de Neandertal, que no era ni tonto ni estúpido, si no que carecía de la agilidad necesaria para vivir en espacios abiertos, acostumbrado como estaba a vivir en bosques gélidos.

El punto es: es probable que, si el Sol no nos destruye, lo haremos nosotros mismos mucho antes, por lo que estar pensando en conquistar nuevos planetas está muy bien para la ciencia ficción, pero si cuidamos un poco más éste, tal vez podamos extender los plazos y seguir viviendo un rato más sin viajes interespaciales ni teniendo que pelearnos por las viviendas en cápsulas en los anillos de Saturno.

Fuente: BBC | El País
Imagen: thomasnet

  • Angel

    Los cambios en el planeta serán inevitables, dado que es un proceso natural, la cuestión es saber cuando ocurrirán y en que maginitudes. El sol vivirá por unos 25 mil millones de años más antes de que se enfríe. La exploración espacial e inclusive la colonización de otros planetas será inminente en determinado momento para la supervivencia de la especie humana. Los recursos de la Tierra se agotarán a menos que se encuentren otros medios para satisfacer las necesiadaes de las poblaciones. De hecho ya estamos viviendo esta situación. Esperemos a ver que pasa en los próximos 20 años cuando EEUU espera lanzar una misión tripulada a Marte. No nos queda mas que esperar que el tiempo este de nuestro lado.