Belleza

Abecé para el cuidado de tu rostro (II)

Acbece Para El Cuidado De Tu Rostro Ii

En nuestro post anterior de esta misma serie, comenzamos a compartir un análisis de aquellos productos que no pueden faltar entre tus cosméticos dedicados al cuidado de tu piel, específicamente -en este caso- hablamos del cuidado de la piel de tu rostro. Antes, mencionamos a los exfoliadores, a las lociones limpiadoras, a las lociones hidratantes y a las mascarillas cosméticas de variada utilidad. Hoy enfocamos atención a otro producto imprescindible: las cremas humectantes.

¿Cuáles son los atributos que distinguen a las cremas hidratantes y qué beneficios nos aporta su uso?

Las cremas hidratantes o humectantes, son aquellas que en definitiva aportan energía y luminosidad a la piel de tu rostro. Es muy importante que te asesores y utilices aquellas que sean las adecuadas para tu tipo de piel. No hay que confundir grasitud con humedad. Muchas veces las personas (fundamentalmente adolescentes) que padecen problemas de grasitud en la piel, creen que no necesitan humectantes; o lo que es peor creen que prescindiendo de ellas, dejarán de padecer cutis graso.

¿Cuándo aplicarlas?

Puedes aplicar una crema hidratante liviana al levantarte, luego de higienizar tu rostro. Antes de ir a dormir, también puedes hacerlo pero lo más recomendable para este momento, es aprovechar a aplicar una crema que sea más rica en elementos nutritivos para la piel, ya que en la noche las cremas penetran mucho mejor.

Mis consejos especiales

  • Las cremas hidratantes, exfoliantes y demas se aplican sobre la piel con movimientos circulares usando la yema de los dedos.
  • Limpia tu rostro en la mañana y en la noche (aunque sea sólo con agua), exfóliala e hidrátala, estos pocos pasos son buenos hábitos.
  • Es muy bueno realizar estos pasos antes de maquillarse, vas a notar los resultados y te sentirás mucho más linda.

Imagen: bellezablog.com