Trucos y Manualidades

Trucos para lograr una depilación más duradera

Depilación más duradera

Con la llegada del sol, nos apetece mucho más lucir nuestras piernas, y poder llevar pantalón corto o falda sin tener que preocuparnos cada día de que nuestras piernas estén perfectamente depiladas. Para lograr una depilación más duradera, puedes llevar a cabo una serie de trucos que prolongarán más el tiempo que necesites para poner a punto de nuevo tus piernas.

En primer lugar, deberás olvidarte de las cuchillas y de las cremas depilatorias, ya que el método más efectivo para una depilación duradera es arrancar el pelo de raíz. Puedes utilizar para ello la cera o las máquinas depilatorias.

Antes de comenzar a depilarte para llevar falda, deja crecer el vello mientras aún no haga un calor sofocante. Cuando el vello mida alrededor de 1 cm, será el momento idóneo para comenzar a depilarte.

Exfolía bien tu piel para eliminar las células muertas de la superficie que puedan entorpecer la eliminación del vello.

Al aplicar las bandas de cera, estira bien la piel, de modo que la cera quede bien sujeta al vello y pueda arrancarlo de raíz. Hazlo con paciencia, porque si eliminas todos los pelos, no volverás a pensar en ellos en mucho tiempo.

Al principio de la temporada, el vello crecerá con más frecuencia, pero después de varias sesiones de cera, crecerá mucho más débil y menos abundante. No acudas al método fácil de la cuchilla, acostúmbrate a hacerlo siempre con cera, y el resultado final será mucho mejor.

Cada vez que termines de depilarte, no olvides aplicar crema hidratante para que tu piel pueda recuperarse más fácilmente después de la agresión sufrida por la depilación. De esta forma evitarás que el pelo crezca por debajo de la piel y sea más difícil de eliminar posteriormente.

Ten en cuenta que si es la primera vez que vas a depilarte con cera, quizás necesites la ayuda de un profesional para obtener mejores resultados por más tiempo. Las primeras veces podrás acudir a un centro de estética, y cuando creas que puedas hacerlo tú misma en casa, sólo tendrás que comprar el tipo de cera que mejor se adapte a tus necesidades. ¡Tienes muchas entre las que elegir!