Trucos y Manualidades

Trucos para elegir vestido de invitadas a bodas

vestidos para invitadas

Preparar una boda requiere de mucho esfuerzo y de mucho tiempo de dedicación para los novios y sus familiares más cercanos, pero también para los invitados e invitadas supone un pequeño esfuerzo, y no solo económico, que también…

Desde siempre, pero más desde hace unos años, la ropa que se lleva a una boda se analiza de forma detallada, y una elección poco acertada puede convertir una celebración que debía ser alegre, en un momento incómodo si la invitada aparece en la boda con un vestido poco adecuado o que llama demasiado la atención por no ser acertado en el contexto o en la situación.

Aunque hay que elegir el vestido teniendo en cuenta también los propios gustos y el estilo, es cierto que hay algunas recomendaciones básicas para acertar la elegir ropa para boda.

Trucos para elegir vestido para boda

Pasos básicos para elegir el vestido

El primer aspecto a valorar es la proximidad con el novio o la novia, el caso de ser un familiar cercano el tipo de vestido debe tener un corte más elegante, mientras que amigos o compañeros de trabajo pueden apostar por un estilo de fiesta, pero más sencillo.

Para elegir modelo, una buena idea es informarse del tipo de boda y del tipo de invitados, no es lo mismo un vestido para una celebración de tipo familiar y cercana que una gran boda, y tampoco será igual un matrimonio de ambiente modesto que uno con invitados de postín.

¿Qué color escoger?

Depende un poco del estilo y de los propios gustos, pero la norma indica que mejor evitar el negro (que en nuestra cultura simboliza el luto) y el blanco, que es el color de la novia.

¿Vestido corto o vestido largo?

Ya es conocido que los vestidos cortos son ideales para bodas de día, mientas que los largos se indican para noche, aunque existen algunas salvedades. Eso sí, en el caso de optar por corto, lo más adecuado es no sobrepasar mucho el límite de las rodillas.

¿Cómo elegir complementos?

Tan importante como la elección del vestido, es la de los complementos: tocado, zapatos y bolso definirán el estilo y pueden ser la mejor forma de dar un toque personalizado al vestido. Los complementos puede convertir un vestido sencillo en una opción elegante o, por el contrario, puede destrozar el modelo más vistoso. Así que hay que seleccionarlos atendiendo a sus colores, su forma, la armonía entre ellos…

¿Y si tengo varias bodas?

Reutilizar un vestido cuando se tienen varias bodas es normal, y una excelente forma de recortar gastos. En este caso, lo más lógico es no apostar por vestidos demasiado ostentosos o llamativos, el motivo es sencillo, un vestido que llama demasiado la atención puede dejar de ser sorpresa en alguna de la bodas a las que se asista.

El mejor truco para reutilizar un vestido en varias celebraciones es confiar en los accesorios para dar un toque único y diferente.

¿Cuántas bodas tienes este año?