Cotilleos

Suecia protege a los menores de forma ejemplar

Sweden

Hace unas semanas se comentó mucho en la prensa el caso de un italiano de visita en Suecia que al entrar en un restaurante con su hijo de 12 años, le tiró del pelo al niño. Parece que el pequeño quería comer pizza y se negaba a entrar. El punto es que quienes estaban presentes llamaron inmediatamente a la policía que procedió a arrestar al enojado padre.

Luego de tres días en prisión, debió esperar algunas semanas en Suecia por su juicio oral. En ese tiempo ha tenido que estar alojado en la embajada de Italia, ya que había agotado sus recursos.

Por fin llegó el juicio y el tribunal, ante la cantidad de testimonios no dudó en condenarlo por lesionar levemente a un menor. De hecho tiene que pagar 725 euros por la agresión.

Suecia es un país que ha comprendido y defendido los derechos de los niños mucho antes que otros. Desde 1979 está absolutamente prohibido toda forma de castigo físico a un menor, sea por parte de los padres o de quien sea.

En lo personal comparto en un 100 % la condena.