Belleza

Rinoplastia

                             Rinoplastia

La rinoplastia es una intervención quirúrgica en la nariz cuyo fin es solucionar los problemas estéticos de la nariz, ya sea una joroba, una malformación o una desviación en el tabique.

La idea de este procedimiento es que la nariz sea armoniosa al resto del rostro y no luzca operada. A pesar de que es una cirugía que no tiene muchos riesgos, hay que tener cuidado en encontrar un cirujano que tenga la experiencia y conocimiento para combinar el conocimiento estético con el funcional, ya que si no podemos terminar con una nariz estética pero con problemas respiratorios, o con una respiración normal pero  con la nariz con cicatrices o deformaciones.

Para no tener expectativas poco reales, es conveniente ver como quedara el cambio en nuestra cara con algún software de manipulación de imágenes y ver como quedaría el cambio.

Cuando una persona se somete a este tipo de intervenciones quirúrgicas, la mayoría de cirujanos pedirán que en el día de la operación el paciente se presente con un ayuno de 8 horas, sin maquillaje o esmalte en las uñas, sin joyas ni piercings. Una vez finalizada la operación, se da el alta a las pocas horas y la persona tendrá que hacer reposo varios días.

Imagen: maybelline