Cotilleos

¿Prohibir los avisos de prostitución es algo útil?

Hay temas de los que se habla mucho, pero que nos queda la sensación de estar siempre nadando en la superficie del asunto y no nos decidimos nunca a afrontarlo en su totalidad. Mucho se viene harbando de la efectividad de prohibir los avisos de servicios sexuales en los diarios.

El delegado del Gobierno para la Violencia de Género, Miguel Lorente opina que prohibir estos avisos es una medida pedagógica que contribuye a evitar que se vea a la mujer como un objeto  y que esta medida ayudará a combatir el tráfico de personas.

Este último punto me parece clave. El tráfico de personas con la finalidad que sea, es un delito aberrante y debe ser combatido arduamente. No entiendo cómo es que la no existencia de avisos evitará este tráfico.

Por ejemplo, otra desgracia que padecemos es el narcotráfico  y no vemos avisos en los diarios ofreciendo heroína, cocaína, etc. No hay avisos y el problema existe igual.

El combate no pasa por ahí, la sensación es que esta medida simplemente tapa el sol con un dedo.

Imagen: que.es

  • Pingback: La visibilidad de un problema no lo agrava | Blog Sociedad

  • Josseffamc

    Un saludo: Yo tampoco creo que la Prohibición de los anuncios de prostitución vaya a acabar con la tan cacareada Violencia de Genero, como tampoco acabará con la prostitución  (recordemos que también hay hombres que se prostituyen) y, mucho menos, con la violencia en general.  Lo que tendrían que hacer es Regularizar esa actividad, y que se desarrolle en espacios  y locales adecuados. Pero, aqui lo que pasa es que 40 años que tuvimos  -y no hace tanto-  de Dictadura Politica, Militar, Moral y Religiosa,  han dejado mucha huella en los Politicos de uno y otro signo (dado que muchos de ellos, aún militando en Organizaciones de  supuesta Izquierda, se criaron  en familias altamente Franquistas y ello  es evidente deja huella y deformación profesional). Así nos va como nos va. LO QUE LOS SIMPLES CURRITOS7AS QUEREMOS Y NECESITAMOS SON SOLUCIONES PRACTICAS Y NO PROHIBICIONES. Salud.