Salud

Para prevenir y curar lesiones en los músculos

Gym

Ya está entre nosotros el buen tiempo. Las temperaturas se elevan, hay aroma a verano y de su mano nos vienen todas las energías juntas: ¡hay que ponerse en forma!

Así pues en pocos días nos organizamos, buscamos un gimnasio y le hacemos un lugar varias veces por semana a las rutinas de ejercicios que promoverán cambios mágicos en nuestro físico y en nuestra silueta. No puedo dejar de mencionar, desde luego, los beneficios a la salud de nuestro cuerpo y nuestra mente que la actividad física y el deporte en general significan.

En ese sentido, y fundamentada en la experiencia personal, es que no puedo dejar de aportarte una reseña de buenos consejos con el fin de evitar que los efectos sean los contrarios a los buscados, es decir que el ejercicio te “destroce” en pocos días.

  • Para que nuestros músculos no se vean sobre exigidos en la rutina del gimnasio, es conveniente empezar los ejercicios con un breve pero indispensable período de calentamiento.
  • Diez minutos de trote o cinta son suficientes para “activar” la circulación sanguínea y preparar tu cuerpo para un entrenamiento más intenso.
  • Luego de eso, haz 5 respiraciones profundas y elonga: ¡ahora sí, ya estás lista para empezar!

En el caso de sufrir una fuerte torcedura, contractura o lesión muscular, aplica inmediatamente hielo en el área lesionada durante unos 20 minutos, y vuelve a hacer ejercicio una vez que desaparezca el dolor.
Si después de un par de días el problema continúa, se aplica un anti inflamatorio de rápida acción mientras se espera el turno con un especialista.

Imagen: univision.com