BellezaMamás

Ortodoncia inspirada en el hielo

ortodoncia_estetica_brackets_invisibles

“Doctor, no me gusta como lucen mis dientes, están feos, desalineados y amarillos, ¿qué puedo hacer?” Esta es una de las preguntas más frecuentes que realizan las mujeres en un consultorio odontológico, especialmente aquellas que prestan mucha atención a la estética y a la salud bucal.

La mala ubicación de algunas piezas dentarias es una de las causas de la retención de placa bacteriana causante de la caries dental, debido a que crea zonas retentivas donde el cepillado común no llega, con la consecuente formación de sarro y una cadena de problemas que afectan no sólo la función sino también la estética.

Por este motivo, se recomienda la alineación y la nivelación de todas las piezas dentarias, con tratamiento de ortodoncia, para corregirlos, reubicarlos en una posición normal y mejorar su relación con los labios y con el perfil de la paciente, según su topología facial es decir, según la forma de su rostro.

Por supuesto que siempre todo dependerá de un correcto diagnóstico y de un plan de procedimientos.

Cuando los pacientes no desean lucir aparatologías muy visibles a la hora del tratamiento, ahora podemos ofrecerles muchas soluciones para evitarlo, entre otras, una nueva elección de aparatos fijos para una estética de transparencia cristalina.

Nos estamos refiriendo a los brackets (las famosas chapitas pegadas en cada diente) que vienen manufacturados con cristal de zafiro -que los hacen casi transparentes- y satisfacen las demandas estéticas más exigentes de los pacientes, y las necesidades clínicas del ortodoncista.

Su diseño de última generación, además, tiene la virtud de hacerlos suaves, lisos y confortables. Observe detenidamente en la fotografía cómo difiere el aspecto entre uno y otro tratamiento. Aunque de todos modos, quienes no tienen problemas en usar brackets metálicos, las opciones siguen siendo innumerables.

Finalmente, y para terminar con este tema de la belleza de nuestros dientes y la salud de los mismos, veremos qué sucede cuando recurrimos a un odontólogo pensando en una deficiencia que no es tal.

Ya que suele suceder muy a menudo que el problema de la consulta es sólo la coloración de los dientes, causada por el tabaquismo, el café y otros pigmentos externos, el procedimiento ideal es la limpieza y la eliminación de placa y sarro.

Cuando la pigmentación de los dientes es interna, propia del esmalte, causada por diferentes factores (medicación, consumo de aguas duras, etc.), se procede a hacer un blanqueamiento de las superficies dentarias con nuevos productos y tecnología específica, consistente en la aplicación -en el consultorio- de un gel activado con una máxima efectividad, rapidez, durabilidad y seguridad, sin agredir los dientes, reduciendo la tonalidad y devolviendo su mejor sonrisa.

Hoy en día mostrar una hermosa dentadura, dejó de ser una utopía. En cualquier consultorio odontológico, ya la puedes hacer realidad, con ortodoncias mucho más estéticas o sin siquiera tener que recurrir a ellas.