Relaciones

Opuestos que se atraen

En el sexo, renovarse o morir

En las relaciones de pareja se ponen en juego muchos de los sentimientos que ambas personas sienten respecto de aquella que eligieron para compartir el resto de sus días. A medida que la relación avanza comienzan a aparecer cuestiones y conflictos que poco tienen que ver con el comienzo y con lo que esperábamos o creíamos ver en la otra persona. Debido a esto empiezan los interrogantes acerca de cómo es posible que sea de nuestro agrado aquella persona que tan poco tiene que ver con lo que es uno mismo.

Dentro de las encuestas científicas que se han hecho respecto de este tema, las estadísticas dicen que en general las personas casadas poseen muchas más diferencias que aquellas personas que mantienen relaciones temporales, donde lo que gobierna son las semejanzas entre ambos. Teniendo en cuenta la genética y su variabilidad que es muy importante para la evolución de nuestra especie, el hecho de que sea así mantendría asegurada la evolución en condiciones saludables; con eso explican los científicos los matrimonios duraderos a pesar de las grandes diferencias entre los cónyuges o el dicho: los opuestos se atraen.

Pensamos continuamente que las personas que más nos agradarían y con las que podríamos tener mejor relación serían aquellas que coincidan ampliamente con nosotros pero se trata más que nada de una reacción inconsciente aunque no está muy claro cuáles serían las razones de nuestra elección. Por lo tanto no tendríamos de que preocuparnos ante estas decisiones ya que pareciera que el trabajo de la naturaleza nos garantizaría llevar a cabo relaciones óptimas y así conservar la existencia de nuestra especie.