Relaciones

Matrimonios por conveniencia

I'm through with you.

Hoy cuando leía la prensa que me topé con una noticia que me llamó la atención  y es justamente sobre matrimonios de conveniencia y una mujer que ha ido presa por ese motivo. El caso es simple, una señora se ha casado dos veces con extranjeros, aparentemente para que ellos pudieran regularizar su situación legal en España.

El primer caso habría ocurrido en 1996 y el segundo en 2005. En ambos casos habría recibido 2500 euros como recompensa y no habría tenido ninguna clase de contacto posterior con sus maridos. Buena parte del problema ha sido eso,  ya que no se divorció del primero  y todo se descubrió precisamente por eso.

Esta noticia me ha llevado a reflexionar sobre los límites de lo legal y lo moral. Hay cosas que son claramente ilegales, como es el caso de esta señora, que se ha casado dos veces por una suma de dinero determinada previamente.

Sin embargo, aún hoy día ocurren en nuestra sociedad matrimonios que se contraen o mantienen por simple conveniencia. No por una ciudadanía, pero si por una situación económica o social que resulta conveniente para alguno de los contrayentes. Claro, no es ilegal hacerlo. Desde mi punto de vista es inmoral, pero nada más ni nada menos que eso. En el fondo uno se pregunta sobre la sutil diferencia entre esos casos.

Creo que más o menos todos los españoles, en estos días, hemos pensado sobre esto, dado el notorio caso que toda la prensa viene comentando. A buen entendedor, pocas palabras.