Relaciones

Hombres de los que nos conviene huir

El-cáncer-de-próstata-y-las-manos-de-los-hombres

No son pocas las situaciones en que pensamos que estamos ante nuestro príncipe azul y pasado un poco de tiempo el príncipe se convierte en sapo, contrariando todos los cuentos que nuestras abuelas nos contaban de pequeñas.

Lo cierto es que ya deberíamos saber detectar a tiempo este tipo de hombres que no nos convienen.

Por si consideras que aún no estás capacitada para advertirlo por ti sola, te dejamos a continuación una especie de lista negra de los tipos de hombres que ameritan que salgas corriendo:

- Casado: todavía nos preguntamos por qué hay mujeres que imaginan que una relación con un hombre casado puede tener un final feliz, si bien esto se da en algunos casos siempre estará latente la deshonestidad que este hombre tuvo con su primer mujer. Y en el peor de los casos, en tanto mantienes esta relación prohibida, ser “la otra” no es algo que nos haga felices.

- Poeta incomprendido: o el filósofo/actor/escritor/pintor/músico… abreviando: el artista. Nos encanta a las mujeres tomarnos estas cargas de heroínas al rescate de esta especie de “emos” en perpetua desgracia. Piénsalo bien, la mayoría de nosotras a duras penas podemos con nuestras vidas.

- Nene de mamá: ante estos casos lo más sano es recordar que las parejas ideales son de a dos, cuando en todo lo que hagan interviene o aparece nombrada su madre, estarás en serios problemas, ya que nunca serás como ella. Una competencia de estas características no solo es bastante patológica, sino que además, es imposible de ganar.

- Casanova: ¿acaso te has propuesto sufrir? Porque si te dejas engañar por las artes de galán de un Casanova te advierto que sufrirás y mucho, ya que él es demasiado conquistador como para conformarse con quedar solo para ti.

Si acaso conoces alguno de estos tipos de hombres lo mejor para tu salud mental y para tu corazoncito es huir a tiempo.

  • http://www.estrategiacreativaf.com/ Carmenza | Paginas Webs

    Este articulo me parece excelente para todas las que no queremos ver mas aya de nuestra narices, un saludo.

  • Veronica Martinez

    Es cierto, lo peor es que una aprende demasiado tarde :-(