Cotilleos

George Michael y la amabilidad de la carcel

Si Lindsay Lohan se la pasó llorando y sollozando los 13 días que estuvo en prisión, hay que decir George Michael se toma de otra forma su estadía tras las rejas. El cantante asegura estar en un ambiente de amabilidad.

Se tomó unas copas de más y terminó estrellando su coche contra un escaparate. La condena: dos meses en prisión… y está cumpliendo. Pero, ¿Qué tal la pasa George Michael allí dentro? En un comunicado emitido desde su reclusión el cantante asegura: “Por favor creedme cuando os digo que en las últimas tres semanas no ha habido lágrimas, ni ansiedad, ni acoso. Al contrario, he sido tratado con amabilidad por los demás convictos y el personal de la prisión y, desde mi punto de vista, no he recibido ningún tratamiento especial, dejando de lado, por supuesto, que algunos de los chicos me dejan ganar en la mesa de billar.

Al parecer, George recibe varias cartas de sus seguidores más incondicionales que utiliza como fuente de inspiración para futuros temas: “La mayor parte del día me lo paso leyendo los miles de cartas y postales de gente de todo el mundo que me mandan su apoyo. Prometo pagar esa amabilidad con nueva música lo antes que me sea posible”.

Todo parece indicar que hay fanáticos de George Michael en todas partes: dentro y fuera de la cárcel.

Fuente: poprosa