MamásSalud

Gama morada de Kaiku: la intolerancia a la lactosa deja de ser un problema

La inquietud de una empresa seria y comprometida con sus clientes, como lo es la gente de Kaiku, hace que todo el tiempo estén a la búsqueda de optimizar aún más lo bueno de sus productos. Si no conoces los productos Kaiku, permíteme presentártelos como una verdadera solución al problema de la intolerancia a la lactosa.

Es que son capaces de contemplar dos problemas en uno: por una parte variedad a través de su línea de leches desnatadas, semidesnatadas, yogures naturales azucarados, batidos de chocolate, quesos gouda, quesos emmental, yogures líquidos de fresa y quesos rallados emmental. Todos estos productos son capaces de no caer en los dañinos efectos de la intolerancia a la lactosa y contemplar a la vez un equilibrio excelente de nutrientes, calcio y vitaminas,

Por otra parte, lo mejor de todo: una constante de buen sabor y de deliciosas texturas que hacen que consumir estos productos no sea algo “especial” para determinado integrante de la familia, ya que todos podemos disfrutarlos pues son riquísimos.

Lo cierto es que los productos sin lactosa,   te permiten llevar una dieta equilibrada y sana durante toda tu vida, aunque seas una de las tantas mujeres que en el mundo entero se encuentran padeciendo intolerancia a la lactosa.

Si no estás familiarizada con el problema, vale señalar que la intolerancia a la lactosa es un problema intestinal que afecta a millares de personas. La mayoría de las veces la situación surge cuando la detectamos en lactantes, pero es un problema que en realidad afectará durante toda la vida puesto que la leche tiene un protagonismo prioritario en la nutrición durante toda la vida del ser humano.

En nuestro caso (como mujeres)  especialmente debemos consumirla en todas las edades, ya que una vez superada la infancia y adolescencia, entramos en la etapa en que nos convertimos en potenciales madres, durante el embarazo y la lactancia el consumo de leche nos brinda los nutrientes que necesitamos y nos ayuda a evitar la descalcificación propia de ese estado.

Pasados los años, al entrar en la menopausia, el consumo de leche se convierte en un tema de suma importancia y a tener en cuenta, ya que es la época en que vamos perdiendo calcio y gracias a ella podremos tener la cuota necesaria de este mineral tan importante para nuestro organismo, además de evitar la osteoporosis.

En suma: nos queda claro la importancia clave que tiene la leche en nuestra vida y lo importante que significa contar con una línea de productos como esta, ya que  si (como decíamos al principio) se da el caso de padecer  intolerancia a la lactosa, puedes  suplantar el consumo diario de leche tradicional por los productos Kaiku, con total confianza y absoulta tranquilidad.

Te invito a conocer mejor toda la línea disponible, y muy especialmente a la gama morada, que seguramente serán los primeros que probarás. Seguro que los adoptarás como parte de tu dieta habitual.