Cotilleos

El oscuro sentido del humor de Christopher Walken

at the hand and foot print ceremony for Christopher Walken at the Chinese Theater, Hollywood, CA 10-08-04

Durante mucho tiempo asociamos a Christopher Walken con películas que nos ponían los pelos de punta, sin embargo, ya entrados en los ’90, él mismo se encargó de lavar su imagen con papeles más amenos e inclusive algunas incursiones cómicas. Parece que esta combinación de oscuridad y alegría le ha repercutido en su sentido del humor. Sino fíjense en el comentario que hizo sobre lo que haría si ganara la lotería.

“Si ganara la lotería me compraría un yate” comentó Walken cuando un periodista le preguntó que haría si tuviera esa suerte. Una frase como esta dicha por cualquier mortal sonaría a algo insignificante, pero para que el Walken o no tiene memoria o tiene un sentido del humor muy negro. ¿Por qué? Porque él fue uno de los que estaban a bordo del yate alquilado de Robert Wagner cuando Natalie Wood cayó al mar misteriosamente y murió ahogada. Ni Walken ni Wagner fueron acusados y la causa de la muerte quedó determinada como un accidente, aunque el año pasado la investigación se volvió a abrir luego de que el capitán del barco diera una nueva versión sobre la última noche en que se vio a Wood con vida.

Lo más curioso de todo es que cuando le preguntaron a Walken por el nombre que le pondría al yate en cuestión el respondió “Sin nombre”. O una de dos, o los años le han hecho olvidar algunas cosas a Christopher Walken o tiene un sentido del humor bastante bastante oscuro.