Relaciones

El Mito de las Almas Gemelas

A esta altura de la evolución de la humanidad ya no deberían caber dudas: en el amor, no existen las almas gemelas. Ahora bien, esta afirmación es, lo reconocemos, controvertida. Por ello, déjennos esgrimir algunos argumentos que justifiquen nuestra posición.

El mito de las almas gemelas tiene diversos orígenes: derivan de ciertos dogmas religiosos o son resultado de años y años de música pop con letras melosas, o novelas, películas, etcétera, que alimentan la idea de que dos personas se complementan y que en algún rincón del planeta hay otro que nos espera de brazos abiertos.

Pero esa idea tiene un problema: para que otro nos complemente, debemos ser intrínsicamente incompletos. Es decir, debemos ser, todo el tiempo, solo la mitad de nuestro potencial, puesto que la otra mitad solo se activará con la persona adecuada. Es como pensar que hay otro, en otra parte del planeta, que tenga la llave para destrabar nuestra otra mitad, aquella que está dormida durante el largo y angustioso proceso de búsqueda.

Esto lleva a un problema mayor, y es que, de no mediar la aparición de esta alma gemela, esto es, mientras seamos seres incompletos, seremos personas franca y abiertamente poco interesantes. Más claramente: si vamos a la frutería y queremos comprar una manzana, procuraremos comprar una manzana que esté entera y no una que esté partida a la mitad.

Una persona, para atraer a otra, debe estar en plena conciencia de sus capacidades, debe saber de qué está hecho y qué puede ofrecerle al otro. Resultará mucho más atractivo quien tenga definidas estas cosas que quien esté esperando en el otro una resolución a sus problemas de identidad. Pocas cosas hay menos atractivas que entrar a una relación en donde el otro tenga la expectativa de que uno viene a rellenar un hueco en su vida.

  • Oscar

    Pienso que es una concepción muy errada la que tienes sobre este tema, aquí tomas todo a la ligera sin ver más allá. Donde escuchaste decir que el alma gemela era ese alguien que destraba nuestra otra mitad?, o que simplemente es como ir a la fruteria y no poder encontrar una manzana media. Es lógico decir que se trata de una persona que comparte los mismos ideales, y que quiere estar en nuestro camino y construir un mundo donde sean dos personas. Me pregunto si crees en religiones, y el amor, si crees, si tienes esperanza en la vida para hablar de una manera tan descabellada sobre este tema. Personas como tu son las que se encuentran en contra del amor y no les gusta ver que el amor se luche, se busque.

    Fastidiosos conceptos los que leí hoy. Perdí preciosos 2 minutos de mi tiempo consultando una página que está en contra de cupido.

  • http://twitter.com/ShaniaJurgen Mannheim Rodriguez

    Yo quiero felicitarte es un buen escrito que reafirma mi idea, creo que las personas que se sienten completas consigo mismas son las qe logran alcanzar ese ideal de amor verdadero, porque? al creer q nos hace falta una mitad, se esperara recibir del otro algo, para que no nos sigamos descomplementando, es hasta comercial eso…el amor verdadero da sin esperar nada a cambio, ya q uno es tan completo que no pierde nada solo lo comparte