Salud

Dos estudios demuestran la eficacia del Tofu sobre la menopausia

Portrait of magnificent mature blonde lying on grass

Hoy, 18 de octubre, es el Día Mundial de la Menopausia, una jornada dedicada a todas aquellas mujeres que se encuentran en esta etapa de su vida y una celebración que nos demuestra que nuestra esperanza de vida es cada vez mayor.

Además, hoy es un día realmente especial debido a que acabamos de descubrir que existen diversos estudios científicos que están cerca de sacar a la luz la fórmula para crear nuevos tratamientos encargados de paliar los síntomas de la menopausia.

Unos medicamentos seguros y no perjudiciales para la salud que poco tienen que ver con los que podemos utilizar en la actualidad. Y es que, de momento, la principal alternativa médica para prevenir y combatir la sintomatología propia de la menopausia es la terapia hormonal sustitutiva. ¿El problema de estos fármacos? Sus múltiples contraindicaciones y riesgos para la salud de la mujer.

Las últimas novedades en medicamentos para tratar la menopausia

Por suerte, los profesionales de la medicina ya se han puesto manos a la obra para sacar al mercado un medicamento seguro que trate la menopausia de un modo eficaz sin contraindicaciones o efectos secundarios. ¡Y los resultados parecen realmente esperanzadores! De hecho, se acaban de publicar dos estudios sobre la eficacia de ciertos compuestos basados en el Tofu (soja fermentada), concretamente sobre el compuesto activo DT56a, una sustancia que ya ha sido utilizada para tratar a las mujeres que han participado en estas investigaciones y que ha dado excelentes resultados. ¡Esperemos que se convierta pronto en una realidad!

No obstante, también será importante que, si deseas paliar los síntomas propios de esta época, consumas una dieta especial para la menopausia, hagas ejercicio y lleves a cabo actividades y hobbies que te apasionen para estar activa.

Una esperanza de vida cada vez mayor

¿Quieres conocer otra buena noticia? Según el Instituto Nacional de Estadística (INE), las mujeres españolas somos las europeas con mayor esperanza de vida al nacer, ya que la edad se sitúa en los 85 años. Es por ello que, al aumentar la esperanza de vida, se alarga también la duración de la menopausia y, por ende, la necesidad de encontrar tratamientos eficaces, sanos sin efectos secundarios.