Relaciones

¿Demasiado mimosa?

Rds067188

Cuando están juntos no dejas de besuquearlo y ponerle los apodos más insólitos. Le repites cada diez minutos cuanto lo amas, y lo llenas de mensajes de texto con poesías. ¿Piensas que es demasiado?.

Actualmente, las mujeres mimosas están desapareciendo; a fuerza de prejuicios sociales las novias de este tipo cargan con el apodo de “pesadas” o “cargosas”.

Claro que no dejar respirar a tu pareja no es saludable, pero la necesidad de demostrar el afecto sin cohibiciones es parte de la naturaleza femenina. En cambio, a él seguramente le costará comportarse de la misma manera, aunque en el fondo se trate de un romántico.

Si dejas de ser efusiva vas a perder, ante sus ojos, esa característica femenina que los diferencia. Es fundamental en el atractivo de toda mujer rendirse a su lado mimoso, que la mayoría de los hombres bien conocen y disfrutan, y se trata de un efecto colateral por naturaleza de las mujeres al ponerse de novias.

El terapeuta de parejas, Jamie Turndorf, asegura: “Él necesita y desea que le recuerdes por qué estás con él.. por qué lo amas”. Así que nosotros te aconsejamos que no reprimas ese lado mimoso que sabemos que tienes; a él también le gusta!

Imagen: Inmagine