Mamás

Cuáles son los beneficios de los puzzles

hand holding puzzle piece

Seguro que cuando eras pequeña tus padres te ponían a hacer puzzles para entretenerte y te lo pasabas en grande buscando y rebuscando las piezas para ver dónde encajaban. En el siguiente artículo queremos contarte cuáles son los beneficios de los puzzles para los niños y por qué deberías regalarle asiduamente a tu hijo puzzles de acuerdo con su edad.

Los puzzles son un entretenimiento estupendo para los más pequeños de la casa. ¿Sabías que el mero hecho de que los niños hagan puzzles ya provoca que éstos se vuelvan personas más atentas? Jugar a ordenar las piezas hace que los niños se fijen en ellas y trabajen la atención. El color de las piezas, el dibujo, el sitio donde deben encajar…Todo eso consigue que nuestros hijos mejoren su concentración y atención. Es ideal para tranquilizar a los niños que son nerviosos por naturaleza.

Pero además, los puzzles trabajan la memoria. Mientras están preocupados en buscar las piezas adecuadas, los niños perciben cuáles han encontrado ya y aprenden a recordar y a memorizar los sitios que quedan libres. Ideal para los niños más pequeños, ya que con los puzzles les puedes enseñar a ejercitar la memoria y así lo tendrán mucho más fácil cuando comiencen a estudiar y tengan que aprenderse la lección.

Construir un puzzle potencia la lógica. Si les enseñas desde bien pequeñitos cómo han de encajar las piezas para completar la tarea, les estarás instruyendo en el arte de la lógica y del raonamiento.

Pero cada edad requiere un puzzle adecuado. No puedes poner a un niño pequeño a construir una Torre de Pizza con un puzzle de piezas muy pequeñas porque se cansará y no lo verá como algo divertido, que es hacia lo que debe tender este juego. A partir de los 5 años, los niños ya pueden enfrentarse a puzzles de más de 50 piezas.