BellezaTendencias

Cómo elegir el vestido de novia ideal

boutique in commercial centre

Este es un dilema que la mayoría de las mujeres tiene que afrontar el momento en el que se va a casar. Además, a ello hay que sumársele los demás preparativos que una celebración así conlleva. Como organizar una boda va desde la elección del diseño de las invitaciones hasta el destino de la luna de miel. Todo el mundo espera que nada salga mal y toda mujer sueña con estar extraordinariamente radiante y espléndida ese día. Pero, aunque pueda parecerlo, no es algo sencillo.

Desde aquí os proponemos algunos consejos para elegir el mejor de los vestidos, sin necesidad que tengamos que gastar todos nuestros ahorros en ello.

¿Qué es lo primero que tengo que pensar?

En lo primero que hay que fijarse es en el estilo de cada una. Es fundamental ir de acuerdo a nuestra forma de vestir y a lo que realmente queremos llevar en cada momento. Nos pasa en el día a día, salimos a la calle con aquello con lo que más cómodo nos sentimos. No tendría sentido hacer algo distinto el día de nuestra boda. Una persona que va segura y a gusto de sí misma irradia confianza y seguridad, y con ello belleza.

Ok. ¿Y después?

En segundo lugar debemos prestar consideración al tipo de cuerpo y rostro que tenemos. Debemos elegir el conjunto ideal que nos resalte las virtudes y disimulen en la medida de lo posible los defectos. Un asesor de imagen podría ser la ayuda perfecta que en este momento necesitamos.

¿Cómo se consigue dar con nuestro “estilo nupcial”?

Deberíamos seguir unos pasos para ello. En primer lugar ver cómo es nuestro armario, el tipo de ropa que nos ponemos a lo largo de la semana. Después, hemos de seleccionar varias opciones que consideremos importantes para luego entre ellas hacer la elección final. Por último se recomienda ver y nutrirse de muchos ejemplos, de vestidos de novias de otras bodas que seguro nos servirán de inspiración. Para ello podemos hacer uso de internet. De hecho, en países como México vestidos de novia df es una de las frases más utilizadas por novias a punto de casarse en la capital, con el objetivo de ver que es posible comprar.

¿Qué error suele cometerse?

Un error muy común es precipitarse. Probarse cientos de vestidos puede ser una tarea agotadora, pero hemos de pensar en el resultado. Es una elección que ha de tomarse con calma, pensándolo bien y no optando por aquello que primero vimos que nos quedaba bien. Hemos de dejarnos llevar por nuestros sentimientos y escoger aquello que mejores sensaciones nos produce.

Esperamos que estos breves consejas os hayan ayudado con esta difícil decisión. Una cosa hay que tener en cuenta: no siempre lo más caro es lo más bonito.