Trucos y Manualidades

Cómo acabar con el miedo a volar

Fear of flying woman in plane airsick

El miedo a volar, científicamente conocido como “aerofobia”, afecta a muchísimas personas y, en algunos casos, provoca que tanto hombres como mujeres se vean obligados a sustituir el avión por los medios de transporte terrestres.

Yo misma he sufrido el miedo a volar en mis carnes y, aunque sí era capaz de subirme en un aeroplano, los días previos al viaje sentía una profunda ansiedad y, al subir al avión, me temblaba el cuerpo, me sudaban las manos y me latía el corazón con más fuerza que nunca.

Estos son solo algunos de los síntomas que provoca el miedo a volar, ya que, entre ellos, también se encuentran la angustia, el malestar, el nerviosismo, los mareos, las náuseas y una gran inquietud.

¿Tú también padeces estos síntomas cuando te subes en un avión? Entonces te aconsejo que pongas en práctica estos consejos, ya que a mí me fueron genial. ¡Seguro que a ti también!

La máxima relajación

Aprender ciertas técnicas de relajación puede ser la clave para acabar con el miedo a volar. Y es que, si aprendes a sacarle partido a la meditación, podrás poner en práctica todo lo aprendido antes y durante tus viajes en avión. ¡Y además mejorarás tu salud debido a que le pondrás fin al estrés diario!

Un curso

En mi ciudad impartieron, hace algún tiempo, un curso que se centraba en combatir la aerofobia. Si en tu localidad también se lleva a cabo este tipo de formación, te aconsejo que te apuntes debido a que es de lo más efectiva. En estos cursos, varios psicólogos y expertos en aviación te explican cómo funciona un aeroplano, por qué es tan difícil que se produzca un accidente aéreo o cómo puedes poner en práctica diversas técnicas de relajación.

Distracciones

Sé que es difícil, pero si haces todo lo posible por distraerte durante el viaje este será mucho más llevadero. Para conseguirlo, carga tu iPod con buena música (si es relajante, mejor), hazte con tus revistas favoritas, lee un libro que te enganche y te evada o hazte fan de los pasatiempos.

El asiento

Aunque pueda parecer una tontería, sentarte en los primeros asientos del avión te ayudará a sobrellevar la aerofobia debido a que las turbulencias no son tan intensas como en la zona trasera. Después, ponte cómoda, olvídate de la idea de volar de pie que ofrecen algunas aerolíneas, respira hondo y recuerda que el avión es el transporte más seguro.