Cotilleos

Argentina: ADN compulsivo dio negativo

La dictadura militar que sufrió Argentina en las décadas del 70 y parte del 80 ha sido especialmente sangrienta. Pero tal vez uno de los temas más dolorosos y difíciles de superar ha sido el de los desaparecidos. Los presos políticos eran asesinados de un modo salvaje y los cuerpos no aparecieron nunca. En los casos de niños muy pequeños o presas embarazadas, con frecuencia esos niños eran entregados a otras familias, algunas a sabiendas del origen y muchas otras no, de modo que esos niños formaban parte también de los desaparecidos. Son unos 500 casos, de los que se han resuelto algo más de 100.

Abuelas de Plaza de Mayo han trabajado para restituir a esos niños durante décadas, tarea que continúa al día de hoy. Admirable tarea, por cierto.

Pero hay casos polémicos. La dueña de un  holding de medios, Ernestina de Noble, adoptó en esa época dos niños. Abuelas de Plaza de Mayo sospechando que eran hijos de desaparecidos, hace años que vienen pidiendo un ADN de eso jóvenes. Éstos se negaban, porque no querían saber de su origen, derecho muy válido también.

Luego de una batalla legal de varios años, semanas atrás se tomaron las muestras para hacer ese ADN.  El resultado marca que no son hijos de quienes Abuelas de Plaza de Mayor creían que eran. Pero mucho dolor ha habido en ese camino, con exámenes compulsivos  y no termina de entenderse porque motivo no se respetó el derecho de esas personas a querer saber o no.

Imagen: reuters.com